Asombra coeficiente intelectual de niño en Tribunal de Familia.


El uso correcto de la tecnología como herramienta para potenciar el intelecto de los niños es factible y José Miguel Rosales Chavarría es una prueba de ello. A sus escasos tres años conoce al dedillo las banderas de 50 países y “entra” a you tube sin mayor dificultad.


Diana Chavarría aseguró que cuando al niño le interesa algún material didáctico que encuentran en internet se descarga en su teléfono para que lo vea las veces que quiera, pero siempre está a su lado.
Diana Chavarría López, madre del menor y quien trabaja como oficial de Seguridad del Tribunal de Familia, es la arquitecta de las capacidades desarrolladas por esta personita, porque desde los siete meses de nacido empezó a enseñarle los colores y las letras vocales auxiliándose de una tablet.

Una experta en sicología del Tribunal de Familia explicó que el coeficiente intelectual del niño es más alto que el promedio, debido a que su madre ejerció sobre él lo que se conoce como estimulación temprana, que es el aprovechamiento de las capacidades desde los primeros años de vida de una persona.

Con su vocecita semi ronca pero sin titubear, el niño mencionó el nombre de los países cuyas banderas se le mostraron en la pantalla, entre ellas la de Arabia Saudita y China. Después, dijo a su madre los colores de las de los países que ella le iba indicando.

Chavarría López relató que desde que José Miguel tenía siete meses de nacido, le ponía música para niños en el dispositivo que ahora él  manipula con soltura. Cuando cumplió dos años ya conocía los colores, las vocales y las figuras geométricas.


Sin prisa pero con seguridad, José Miguel nombra el país al que le corresponde cada bandera.
Mientras jugaba con su carrito, pronunció en inglés los números del uno al diez y en español del uno al veinte, tras lo cual dijo que sabe andar en bicicleta y que le gusta el beisbol, el futbol y tocar guitarra.

Para abril pasado, el niño ya conocía las banderas de 24 países, pero en los meses siguientes, su interés por saber más creció al punto que ahora identifica a la perfección las de otras 26 naciones del mundo.

“Me dejó impresionada”, sostuvo Luz Haydée Herrera Vásquez, sicóloga del Tribunal de Familia, quien conversó con José Miguel después que él vio las páginas de su agenda de trabajo y sin más empezó a mencionar el nombre del país al que pertenecen las banderas que ahí aparecen.



Entradas populares de este blog

USAID y Banpro firman convenio.

BANPRO PRESENTA NUEVO PRODUCTO.

Descubre el nuevo servicio Pagos Múltiples ACH.